La desinfección de las oficinas es esencial para la vuelta de vacaciones, según Limpieza Pulido

La pandemia ha causado que cada vez más personas estén conscientes de lo importante que es mantener todos los espacios desinfectados, así como el lavado y desinfección de las manos. Esto facilita que los puestos de trabajo sean mucho más seguros y de esta manera, se pueda evitar de forma más sencilla el contagio de este virus que ha puesto en peligro todo el planeta. Limpieza Pulido, una empresa proveedora de productos y maquinaria de limpieza de alta calidad, pone un gran énfasis en la limpieza y desinfección adecuadas de las oficinas.

“La desinfección es una parte importante de los productos que ofrecemos en Limpieza Pulido. Suministrar productos homologados y efectivos para la desinfección es nuestra arma para luchar contra el coronavirus”, afirma Limpieza Pulido. Al comienzo de la pandemia el teletrabajo ha sido la mejor forma posible de evitar el contagio, sin embargo, no todas las empresas pueden implementarlo. Para una desinfección eficaz de las instalaciones de las empresas es importante seguir un protocolo minucioso, que las instalaciones estén libres de personas y sobre todo utilizar productos homologados que garanticen la desinfección.

Aunque los productos de desinfección de Limpieza Pulido son muy efectivos, generalmente todos los desinfectantes tienen poca duración residual. Es decir, cumplen perfectamente su función de desinfectar, pero su efecto es temporal y será necesario volver a utilizarlo para eliminar nuevas bacterias que hayan contaminado la superficie. Las recomendaciones que da Limpieza Pulido es desinfectar, lavar e higienizar las manos antes, después y cada vez que un empleado utiliza el transporte público, come, fuma o va al lavabo. Limpieza Pulido dispone, en su tienda, de varios dispositivos y dispensadores automáticos de gel hidroalcohólico para evitar al máximo el contacto con las manos de las personas.

Además, es aconsejable que el personal de limpieza mantenga una rutina de desinfección diaria y que esta rutina sea plasmada en un horario o agenda para que ninguna tarea se escape o se deje en el olvido. La desinfección se debe realizar con un producto desinfectante de lejía u otro que sea efectivo para eliminar gérmenes, bacterias, virus y microorganismos de zonas comunes como barandillas, mesas, pasamanos, pomos, brazos de silla, máquinas de vending, etc. Pero los elementos individuales que utiliza cada trabajador también deben desinfectarse correctamente después de cada uso. Ratones, teclados, mesas individuales, sillas, son elementos que no siempre se comparten, pero deben desinfectarse correctamente.

Artículos similares

tendencias