¿Es eficiente nuestra casa?

energy-efficiency-154006_640

Antes de nada debemos saber si nosotros estamos realmente concienciados respecto al ahorro de energía.

Debemos tener una actitud positiva y activa al respecto. De nada sirve tener los equipos más eficientes y el mejor aislamiento si no somos conscientes de por dónde se nos va la energía y de cuáles son las actitudes que nos están desviando del consumo eficiente.

La temperatura que marquen los termostatos de casa debería ser de 20 grados en invierno y de 25 en verano, por supuesto grado arriba o abajo, según sea nuestra percepción de confort, pero sin diferir en exceso.n Para ventilar en invierno es suficiente con abrir diez minutos las ventanas.

Tenerlas más tiempo supone derroche energético innecesario.

En cambio en verano, es muy interesante aprovechar el frescor de la noche para refrigerar la casa y cerrar las ventanas y poner protecciones solares durante las horas de insolación.n Cerrar las puertas para aislar las zonas climatizadas de las no climatizadas permite aprovechar el calor de la calefacción o el frío del aire acondicionado al máximo.

Buscar puntos débiles en puertas y ventanas, por donde se puede escapar el calor/frío de nuestro hogar.

Apagar los calentadores de gas para agua cuando no se vayan a necesitar, por ejemplo por la noche.n En la cocina, utilizar la olla exprés lo máximo posible, y ajustar el tamaño de las cacerolas y sartenes para que siempre tengan un diámetro superior que el del fogón.

appliance-2257_640

 

Limitar el uso del horno y apagarlo antes de que finalice el tiempo para terminar el asado.n Vigilar que las puertas de frigorífico, congelador y horno estén abiertas el menor tiempo posible.n Con lámparas incandescentes, las tradicionales, vigilar que no queden encendidas innecesariamente. Con lámparas fluorescentes o de bajo consumo, evitar que se enciendan y apaguen varias veces al día.La aplicación de estos hábitos suponen una actitud positiva respecto al aprovechamiento energético en nuestro hogar.

Si además la casa está bien aislada, utiliza electrodomésticos eficientes, es decir con clasificación energética A o B, tiene doble acristalamiento, revisa y entiende las facturas, etc., entonces podemos decir que tiene una casa eficiente desde el punto de vista del consumo energético.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>